Archivado en la Categoría ‘Citas’

La apuesta de Pascal

Monday, September 22nd, 2014

Usted tiene dos cosas que perder: la verdad y el bien, y dos cosas que comprometer: su razón y su voluntad, su conocimiento y su bienaventuranza; y su naturaleza posee dos cosas de las que debe huir: el error y la miseria. Su razón no resulta más perjudicada al elegir la una o la otra, puesto que es necesario elegir. Ésta es una cuestión vacía. Pero ¿su bienaventuranza? Vamos a sopesar la ganancia y la pérdida al eligir cruz (de cara o cruz) acerca del hecho de que Dios existe. Tomemos en consideración estos dos casos: si gana, lo gana todo; si pierde, no pierde nada. Apueste a que existe sin dudar.

Blaise Pascal (1670). Pensamientos. III, §233

Cuando adviertas…

Wednesday, May 21st, 2014

Cuando adviertas que para producir necesitas obtener autorización de quienes no producen nada; cuando compruebes que el dinero fluye hacia quienes no trafican con bienes sino con favores; cuando percibas se hacen ricos por el soborno y las influencias más que por su trabajo, y que las leyes no te protegen contra ellos, sino por el contrario, son ellos los que están protegidos contra ti; cuando descubras que la corrupción es recompensada y la honradez se convierte en un autosacrificio, entonces podrás afirmar, sin temor a equivocarte, que tu sociedad está condenada.

Ayn Rand

La rebelión de Atlas.

Consejos de Polonio a Hamlet

Tuesday, May 20th, 2014

No publiques con facilidad lo que pienses, ni ejecutes cosa no bien premeditada primero. Debes ser afable, pero no vulgar en el trato. Une a tu alma con vínculos de acero aquellos amigos que adoptases después de examinada su conducta; pero acaricies con mano prodiga a los que acaban de salir del cascarón y aún están sin plumas. Huye siempre de mezclarte en disputas; pero una vez metido en ellas, obra de manera que tu contrario huya de ti. Presta el oído a todos y a pocos la voz. Oye las censuras de los demás; pero reserva tu propia opinión. Sea tu vestido tan costoso cuanto tus facultades lo permitan, pero no afectado en su hechura; rico, no extravagante; porque el traje dice por lo común quién es el sujeto…
Procura no dar ni pedir prestado a nadie; porque el que presta suele perder a un tiempo el dinero y el amigo, y el que se acostumbra a pedir prestado falta al espíritu de economía y buen orden que nos es tan útil. Pero sobre todo, usa de ingenuidad contigo mismo y no podrás ser falso con los demás: consecuencia tan necesaria como que la noche suceda al día.
Consejos de Polonio a Hamlet. Acto I,escena VII

La noción del realismo mágico

Saturday, May 10th, 2014

La noción de realismo mágico fue empleada por primera vez por el crítico alemán especializado en arte Franz Roh, quien ideó esa expresión para referirse a una pintura que reflejaba una realidad modificada.
El realismo mágico fue la respuesta ideal para los autores que, viviendo en países donde la dictadura y la censura corrompían todos los ámbitos de la sociedad, pudieron expresarse fluidamente, permitiendo a través de la fantasía explicar aquellos elementos de la realidad que con las palabras exactas los habrían condenado a la muerte.

El alfabeto de la Naturaleza, según Thomas Mann

Tuesday, July 17th, 2012

El dibujo que más preocupaba a Jonathan se encontraba grabado en rojo oscuro, sobre el fondo blanco de la concha de un molusco de Nueva Caledonia, de mediano tamaño. Los caracteres, como trazados con pincel, formaban un ornamento lineal en las proximidades del borde, pero en la mayor parte de la abovedada superficie ofrecían la cuidadosa complicación que es propio de ciertos signos alfabéticos, y me recordaban, con acusada semejanza, los perfiles del viejo alfabeto arameo.

“Ha quedado demostrado -nos decía – la imposibilidad de descubrir el sentido de estos signos. Así es por desgracia, hijos míos, Escapan estos signos a nuestra comprensión y así será siempre, por muy sensibleque ello sea. Digo que escapan para indicar que no se revelan y nada más. Nadie me hará creer, en efecto, que estos signos, de los cuales no poseemos la clave, los ha grabado la naturaleza en esta venera con un propósito exclusivamente ornamental. Signo y significado han seguido siempre una marcha paralela, y los viejos manuscritos eran, a la vez obras de arte y medios de comunicación. Que nadie me diga que esos signos no contienen un mensaje. Si a él nos está vedado el acceso, el placer de recrearse en esta contradicción tiene también su encanto.”

¿Cómo no se le ocurría a Jonathan pensar que si, en efecto, se hubiese tratado de un alfabeto misterioso, ello había significado que la naturaleza disponía de una lengua propia, nacida de su seno? De otro modo ¿Cuál de las lenguas de humana invención hubiese debido elegir para expresarse? Ya entonces, en mi mocedad, me daba clara cuenta de que la naturaleza extrahumana es analfabeta por esencia, y era por consiguiente muy viva la desconfianza que me inspiraba.

Leverkühn padre era, sin duda, un especulador y un adivino, y ya he tenido ocasión de decir que su tendencia a la investigación… se inclinaba siempre hacia una orientación intuitiva, semimística, inseparable por otra parte, me parece a mí, del pensamiento humano cuando éste se siente atraído por las cosas de la Naturaleza. Ya de por sí, la atrevida empresa de investigar lo natural, de suscitar sus fenómenos, de tentar la naturaleza con experimentos que pone al descubierto sus modos de hacer, todo esto era, en tiempos pretéritos, considerado como cosa de hechicería y obra misma del “Tentador”

Doktor Fausto

Thomas Mann

El Vaticano

Saturday, July 14th, 2012

El Vaticano. Un pequeño Estado de 40 hectáreas gobernado por hombres ya ancianos cuya teórica función es administrar los asuntos de Dios en la Tierra.

EN EL CAFÉ DE LA JUVENTUD PERDIDA – Patrick Modiano

Wednesday, July 4th, 2012

  • Siempre he creído que hay lugares que son imanes y te atraen si pasas por las inmediaciones. Y eso de forma imperceptible, sin que te lo malicies siquiera. Basta con una calle en cuesta, con una acera al sol, o con una acera a la sombra. O con un chaparrón. Y te llevan a ese lugar, al punto preciso en el que debías encallar. Me parece que Le Condé, por el sitio en que estaba, tenía ese poder magnético y que, si hiciéramos un cálculo de probabilidades, el resultado lo confirmaría: en un perímetro bastante amplio, era inevitable derivar hacia él.
  • Vivimos a merced de ciertos silencios.
  • Con el paso de los años, muchas personas y muchas cosas acaban por parecernos tan cómicas e irrisorias que las miramos con ojos de niño.
  • Lo primero es fijar del modo más exacto posible los itinerarios de las personas, para entenderlas mejor.
  • En esa vida que, a veces, nos parece como un gran solar sin postes indicadores, en medio de todas las líneas de fuga y de los horizontes perdidos, nos gustaría dar con puntos de referencia, hacer algo así como un catastro para no tener ya esa impresión de navegar a la aventura. Y entonces creamos vínculos, intentamos que sean más estables los encuentros azarosos.

Los seis Principios de Faraday

Wednesday, April 18th, 2012

De una obra de Isaac Watts titulada The Improvement of the Mind -La mejora de la mente-, leída a sus catorce años, Michael Faraday adquirió estos seis constantes principios de su disciplina científica:

  • Llevar siempre consigo un pequeño bloc con el fin de tomar notas en cualquier momento.
  • Mantener abundante correspondencia.
  • Tener colaboradores con el fin de intercambiar ideas.
  • Evitar las controversias.
  • Verificar todo lo que le decían.
  • No generalizar precipitadamente, hablar y escribir de la forma más precisa posible.

La Biblioteca de Salomón

Tuesday, April 3rd, 2012

Y me dediqué a investigar y a explorar
con sabiduría todo lo que se hace bajo el cielo:
es esta una ingrata tarea que Dios impuso a
los hombres 
para que se ocupen de ella.
Ecls. 1,13

Cuando Salomón, rey de Israel, culminó la edificación del Templo de Jerusalén en cumplimiento de un pacto con su Dios, llamó nuevamente a su arquitecto Hiram Abib y le ordenó la construcción de una biblioteca.

Una vez finalizada esta nueva obra, Salomón se hizo traer de todos los puntos de la tierra colecciones de libros con la idea de penetrar en los secretos del universo y conocer, además de su geografía, la sabiduría de otros pueblos, otras razas, otros credos. En el pórtico de entrada el rey de Israel colocó una placa de oro con la siguiente inscripción:

Aquí dentro se custodian miles de libros que tratan sobre la búsqueda y la obtención de la verdad. La mayoría de estos libros afirman decir la verdad. Muy pocos libros admiten que su verdad no es la única. Ninguno tiene la verdad absoluta. En realidad la verdad está fragmentada en cada libro como partes de un espejo roto en millones de pequeños trozos y que a manera de un rompecabezas el lector deberá armar pacientemente. Pocos lectores han logrado armar ese juego, y ha sido siempre al final de sus vidas, cuando no en el instante de transición entre nuestra existencia bajo el sol y la que, quizás, tendremos arriba del sol.

Cada libro es un tratado, desde todo punto de vista, diferente sobre el hombre, la naturaleza y el universo. En muchos libros se plantean los interrogantes sobre el nacimiento, la vida y la muerte; de dónde venimos, qué hacemos; a dónde vamos. En casi todos se habla de la existencia de Dios. En unos pocos se niega. En otros libros se han inventado maravillosos mundos de fantasías y de sueños. Hay quienes combinan las palabras en versos para describir la belleza, el placer de los sentidos, y cantan la alegría de la vida. Otros han escrito en una alquimia de palabras el dolor, la risa, el llanto, la tristeza. El alma humana, el corazón, la mente serán desnudados o vestidos según convenga a cada historia para actuar en la gran obra de la vida; enfrentando o combinando la pasión con el fanatismo, el odio con el amor, la vanidad con la sencillez, la hipocresía con la verdad, la avaricia con la generosidad. Otros narran las noches de los tiempos, las decadencias y los triunfos de los pueblos que nos precedieron, y especulan sobre los pueblos que vendrán. Más poéticos, otros, describirán paisajes de tierras exóticas y países extraños. En algunos libros se cuenta como el hombre con sus angustias, miedos u obstinaciones fundaron o gobernaron ciudades, hicieron sus campañas guerreras, sus descubrimientos; sus victorias y sus ocasos.

El que penetre en esta biblioteca tiene la libertad de tomar un libro, leerlo y sacar sus propias conclusiones, sin que por eso deba desdeñar la opinión de otros exégetas. Es saludable discutir el sentido de un texto, y no debe extrañar que otro piense distinto sobre el mismo escrito. Son varios caminos de comprensión; ambos pueden ser sendas correctas; y si uno se equivoca en su trayecto, con el tiempo se dará cuenta, o se perderá en intrincados caminos. Pero siempre se está a tiempo de regresar a la senda correcta. Sin embargo otros no querrán volver. Los hombres no tienen el mismo grado de captación. Hay quiénes les basta una mirada, algunos necesitan fijar la atención, y otros carecen de visión. Es un trabajo muy arduo y doloroso para el lector ciego de espíritu aceptar que no sabe nada, y muchos prefieren seguir ignorando su ceguera. Todo lector debe saber que para leer debe saber razonar.

Muchos libros están escritos con palabras o letras extrañas; necesitará entonces saber otras lenguas. Si carece de la capacidad de entender otros idiomas ignorará otros mundos.

Hay quiénes leen por pasatiempo, no aspiran a más; otros para vestirse con las ropas del sabio; pocos por sed de conocimientos. Estos últimos pueden abrir su mente al saber, y también al fanatismo. La luz es necesaria para leer mejor. Como necesaria es la luz interior para comprender. En la oscuridad alguien puede guiarte con su luz para buscar un libro y leerlo. Agradece su ayuda, puede ser sincera. No obstante, desconfía; no todos desean que tú veas todo, sino lo que ellos quieren que veas. Más mérito es tener luz propia. Para que un libro sea bueno o malo dependerá del que lo lea más que el que lo escribió.

Esta biblioteca debe ser mantenida, cuidada, custodiada. Es necesario que algunos trabajen en ella para que otros gocen de ella. Debe haber servidores que limpien el polvo de los estantes y de los libros, artesanos que eviten su deterioro y bibliotecarios que sepan ubicar las obras en sus correspondientes lugares. Muchos lectores pueden creer, con razón, que el que limpia solo sabe deletrear, que el que los cura lee pero no piensa y el bibliotecario no le interesa el espíritu de la obra. No siempre es así, y puede ser, también, que el que limpia sepa más que el que dice ser sabio. No faltan quiénes se enamoran de su obra como un esposo enfermo de celos. Y están quiénes se enamoran apasionadamente de un libro, por ser raro, por la belleza de sus ilustraciones, o por avaricia, pero no por su contenido; aman el cuerpo ignorando que tiene alma.

La biblioteca no sería tal si no hubiese uno que otro ratón, alguna que otra araña, una infinidad de polillas, mucho polvo, bastante humedad. A través del tiempo lector y libro se convertirán en polvo. Muchos escritores y aquellos que los han leído se apolillan o se enmohecen. Algunos narradores tejen su telaraña con sus lectores. Y casos hay de escritores y lectores convertidos en ratones.

En esta biblioteca podrán llegar a conocer la ciencia del bien y del mal; quizás los secretos de este mundo le sean revelados. Y aún así no se saciará de conocer. Esto es vanidad. ¿De qué le sirve al hombre conocer todo lo que hay debajo del sol, y lo que está en el cielo, si no sabe qué será de él cuando deje de ver el sol? Por muy sabio que sea ignorará los designios de Dios. Todo es vanidad.

Nota al pie:

Se supone que se trata, no hay prueba que lo confirmen, de un manuscrito encontrado 1951 en las ruinas de lo que fue la Biblioteca de Alejandría. Algunos eruditos afirman que el documento es apócrifo. Su descubridor, el arqueólogo Ibn Ahmad escribió al pie del manuscrito en árabe lo siguiente:

Nabucodonosor, rey de Babilonia, trescientos cuarenta y cuatro años después de la muerte de Salomón, envió a su capitán de guardias, Nabuzaradán, al mando de un ejército y arrasó Jerusalén, Templo y biblioteca incluidos.

Pasaron trescientos veinte años de la destrucción de Jerusalén, para que otro rey llamado Ptolomeo Filadelfo concretara, esta vez en Alejandría, una biblioteca similar. Las legiones del César se encargarían de darle el mismo fin. En la edad media la Inquisición se dedicó a quemar libros. Y en el siglo XX, aún quedan fieles discípulos.

Buenos Aires, 29 de Agosto de 1993.

La forma en la que el mundo se desarrolla,

Saturday, September 12th, 2009

La forma en la que el mundo se desarrolla, con toda la tecnología alrededor de nosotros, no nos permite digerir la información que nos llega. Uno de los peligros de la nueva tecnología es que no desarrollamos la información que se nos da, nos llega todo rápidamente y muchos films hoy reflejan eso. No se nos da tiempo para pensar y reflexionar sobre cómo nos sentimos. Y eso es peligroso, desarrollamos mentes poco profundas, rápidas pero poco profundas.

Robert Redford

La Nación 7/6/06

Citas escritas en 1999

Tuesday, July 15th, 2008

  1.   Quizás siempre os habéis tomado la verdad como un insulto.
    Robert Fisher
    El caballero de la armadura oxidada
    (Pocas veces la verdad sobre nosotros nos cae bien)
  2. ¿No os pareció amarga al principio y, luego, a medida que la degustabas, no le encontrabas cada vez más apetitosa?
    Robert Fisher
    El caballero de la armadura oxidada
    (La verdad)
  3. La naturaleza es la verdadera revelación de la divinidad del hombre
    Conan Doyle
  4. El amor de una mujer es lo que inicia la historia del hombre
    R, Stone – Conan Doyle
  5. Considero que un cerebro humano es, originalmente, como un ático vacío que debe amueblarse como uno prefiere…
    Es un error creer que ese pequeño apartamento tiene paredes elásticas y puede distenderse y contraerse.
    En base a esto, llega un momento en que por cada nuevo conocimiento se olvida algo que se sabía antes.
    Estudio en escarlata – Conan Doyle
  6. Las gentes que leen sin seguir un camino determinado no pueden recordar la mayor parte de lo que han leído
    Estudio en escarlata – Conan Doyle
  7. ¿Qué es la imaginación? Puede hacer algo donde no hay nada. ¿Cómo puede cualquier cosa ser algo nada al mismo tiempo?
    Los muertos no vuelven – Jack London
  8. El que confunde lo que escucha, confunde lo que piensa
  9. Afirmo con Hobbes que es imposible separar el pensamiento de la materia que piensa.
    Jack London
  10. Afirmo con Locke que todas las ideas humanas se deben a las funciones de los sentidos
    Los muertos no vuelven – Jack London
  11. Afirmo con Bacon que todo el entendimiento humano proviene del mundo de las sensaciones
    Los muertos no vuelven – Jack London
  12. Afirmo con Kant, el origen mecánico del universo, y que la creación es un proceso natural e histórico
    Los muertos no vuelven – Jack London
  13. Afirmo con Lapalace que la hipótesis de un creador no es necesaria.
  14. ¿O más bien eso demuestra que el fantasma es lo que es: un producto de mi propia conciencia morbosa, más allá de toda duda?
    Los muertos no vuelven – Jack London
  15. Pregunta: si un hombre, con todo el proceso histórico a sus espaldas, puede crear una entidad, algo bien real, ¿entonces la hipótesis de un creador no se vuelve concreta? Si la materia viva puede crear, entonces es justo asumir que puede haber un Él que creo la materia de la vida. No es más que una diferencia de grado.
    Aún no he hecho una montaña o un sistema solar, pero he hecho algo que se sienta en mi silla.
    Si esto es así ¿acaso un día no seré capaz de hacer una montaña o un sistema solar? Hasta hoy, el hombre ha vivido todos los días de su vida en un laberinto. Nunca ha visto la luz, no como la veía mi hermano, tropezando con ella por accidente, sino de modo deliberado y racional.
    Los muertos no vuelven – Jack London
  16. La verdad muchas veces es más extraña que la ficción.
  17. Muchas veces la verdad puede creerse que es una fantasía
  18. La verdad no es absoluta; en la mayoría de los casos…
  19. ¡Cuantas veces una mentira se ha convertido en verdad! Y una verdad en mentira.
  20. La verdad es un trago amargo que muchas veces puede descomponer. La verdad también puede ser un trago dulce, un néctar de los dioses. Pero en exceso puede, como el vino, emborrachar. La verdad en exceso se convierte en fanatismo.
  21. Muchas veces la mentira puede ser como un veneno fulminante. En otros casos, tomada en pequeñas dosis, no hace mal.
    Pero también es una potente droga para quién la prueba se convierte en un adicto.
  22. Nos dicen que no existen cosas grandes y pequeñas sino por comparación
    Los viajes de Gulliver
  23. Según Buda, las tres grandes verdades son: Que el sufrimiento nace con el hombre; que el deseo es la causa del sufrimiento; que suprimido el deseo, se reprime el dolor. La cuarta gran verdad es que suprimido el deseo se adquiere la liberación del alma.
    Estas verdades, para el hombre común, para ponerlas en práctica, le es tan difícil como caminar sobre las aguas. Muy pocos, espíritus excepcionales, lo logran. Los seres comunes estamos atados con gruesas cadenas imposibles de romper hasta el fin de nuestros días.
  24. Si suprimimos el deseo, se suprime el dolor, según el principio budista. Ahora bien, ¿cómo suprimimos los dolores físicos de una enfermedad en que nada tiene que ver el deseo? Podemos poseer una dieta adecuada, una vida de abstinencia e higiene corporal y mental, y sin embargo el virus está ahí, al acecho, esperando el momento de penetrar en nuestro cuerpo y producirnos el dolor de la enfermedad.
  25. Qué es el demonio, sino un símbolo con el cual identificamos todos los males, y atribuimos a él todas nuestras desdichas. El miedo se viste con los ropajes del demonio.
  26. El e-mail es el registro del instante, y no el documento de la permanencia.
    La velocidad es algo que huye, no algo que queda.
    Rabanal/ La Nación, 23/3/99
  27. El servir es un arte. Que no se debe confundir con servilismo. Todos servimos a alguien. Dios nos sirve a nosotros, pero no es nuestro sirviente.
    (de un dialogo en la película “La vida es bella”)
  28. “Cuan vano resulta todo intento que hace el hombre cuando busca hacerse matar entre aquellos con quienes no puede compararse en grado de igualdad e importancia.
    Viajes de Gulliver
    Swift
  29. No puede haber entendimiento entre la mano y el cerebro a menos que el corazón actúe de mediador.
    Metrópolis
    Film de Frizt Lang
  30. Desde que Aristóteles mencionó que el hombre es un animal político, pensadores de todas las disciplinas, filósofos, etc. aceptaron esta premisa de que el hombre no puede vivir sin política. Desde niño un político intuitivo. El niño aplica una política de relación con sus padres, sus amigos y sus hermanos. Esta política continúa de joven, mas elaborada, agregando a ella una política para el estudio, el trabajo y el amor.
  31.  A medida que pase el tiempo hará una política mas refinada en sus relaciones con el trabajo, con su esposa y sus hijos. A la vejez ya será un veterano político.
    Participar en la vida política de un país es tan importante como la de su hogar. Es decir, si uno carece de política en su hogar, entrará en la anarquía. Lo mismo ocurre con su país. Si no se participa directa o indirectamente en política seguramente dejaremos que otro lo haga por nosotros y de esta forma creamos los gobiernos corruptos, demagógicos, que luego desembocan en una tiranía.
  32. Oí decir que los secretos son como el océano. En sus profundidades guarda todo lo que se tira. Y que solo buceando se puede encontrar. Sin embargo, cuanto más profundo ha caído más dificultoso puede ser encontrado. Y hay secretos que han caído en un oscuro abismo del océano que nadie humanamente puede acceder.
  33. Otros dicen que la ciencia y la filosofía es como el océano: En sus profundidades se guardan mundos maravillosos, esperando que el buzo los descubra. No obstante, el buzo, está limitado en su búsqueda puesto que no puede permanecer mucho tiempo debajo de las aguas. El oxígeno y la presión de las profundidades, tienen un límite que no puede franquear aún. Quién logre llegar al lecho profundo podrá conocer a Dios.
  34. Escribir de manera grandilocuente no sólo es un error que nace de la vanidad. Creo con firmeza que para escribir bien hay que ser discreto
    J. L. Borges
    Revista La Nación 11/4/99
  35. La amistad puede ser generada espontáneamente entre dos personas que íntimamente se atraen. O un proceso lento de dos personas que un primer momento se rechazan. Por lo general suele ocurrir que la amistad duradera y verdadera se alcanza cuando se produce ese proceso lento de maduración.
  36. Para ser un buen lider demagógico se debe llenar los siguientes requisitos: Creer ciegamente en el líder; rendirle pleitesía como a un monarca absolutista; aceptar que el líder se rodee de ineptos. Se espera del líder soluciones a todo sus problemas, como un padre pródigo. Cuando no logra solucionar sus problemas la culpa no es por la ineficiencia del líder, sino de la sinarquía internacional.
  37. Pocas veces la vida premia por los logros obtenidos o castiga por nuestros fracasos, o nuestras maldades. Por lo general los premios y castigos de la vida son caprichosos. Muchas veces pagamos un premio muy alto por cosas de poco valor. Y otras veces se paga un precio muy bajo por algo de mucho valor. Y más de una vez nos lamentamos de un alto precio pagado y olvidamos que en muchas ocasiones hemos pagado un precio vil obteniendo grandes satisfacciones de la vida.
  38. La vida no compensa equitativamente. En la mayoría de los casos premia a los injustos y castiga a quienes no merecen el castigo. No es pesimista pensar así; es realidad. En la historia abundan los ejemplos en que los “malos” han sido venerados como “dioses” y los “buenos” lapidados o crucificados. En las cárceles penan mas los inocentes que delincuentes.
  39. Las medallas logradas en batallas por un soldado son por actos de extremo heroísmo ganadas logrando salvar la vida de sus compañeros o conquistando una posición por sí solo con riesgo de su vida. En cambio las medallas de los generales se ganan por batallas dirigidas y alejadas de las trincheras, y sobre una alfombra de cadáveres. Y muchas en salones diplomáticos.
  40. La felicidad no es incompatible con la pobreza, como tampoco es una garantía con la riqueza. Si no se tiene ambiciones desmedidas por lo material, se pude ser pobre y feliz. De la misma forma que quién posee riquezas será feliz si abandona su ambición desmedida.
  41. La mujer sucia, desgreñada, vestida de andrajos mugrientos, con la vista perdida fuma un cigarrillo despaciosamente sentada frente a la vidriera de una afamada joyería de un barrio elegante. Nada mas alejado uno de otro: Una casa de artículos de plata y oro, decoración suntuosa, y joyería de orfebre costosa. La mujer hundida en su profunda indigencia y alienación está horas rodeada de sucios bolsos y atados, mirando hacia el infinito no se sabe qué, y qué pasa por su imaginación.
    Sin embargo, ella tiene un mundo. Vive en una dimensión distinta a la nuestra. Si bien es visible en nuestra dimensión y parece que vive en esta, quizá su mente está en un lugar desconocido para mentes “racionales”. Quizá en ese mundo en que ella vive nada de lo que conocemos existe. Quizá en su mundo seamos nosotros los locos, extraviados, alienados…
  42. Oí decir: -Nuestro destino está en manos de extraños-. ¿Será verdad? Quizá. Gente que no conocemos puede, sin proponérselo, torcer nuestro destino para bien o para mal. Extraños pueden hacernos recordar cosas olvidadas o que no queríamos recordar. Extraños pueden hacernos recorrer caminos que no imaginábamos. Extraños pueden influir en nuestros amigos. Extraños pueden darnos la felicidad o quitárnosla.
  43. La certeza del empleador de que todos son fácilmente reemplazables le da casi invariablemente un carácter de ser todopoderoso, insensible y tirano.
  44. Trabajar sin ser alentado, aportar sin ser reconocido, cumplir fielmente sin siquiera ser visto y muchas veces sin ser renumerado como corresponde, termina aplastando nuestras ganas y nuestra estima convirtiéndonos en simples autómatas.
    Lo importante sería que los empleadores y jefes notaran que sin nosotras no serían ninguna de las dos cosas y que poner más que el hombro todos los días cuando muchas veces no podemos darnos el lujo ni de comprar una pizza los fines de semana, necesita el mínimo aliento, reconocimiento y apoyo.
    Nora Castor Padula
    Carta de lectores La Nación
  45. Las elecciones se ganan con el sentimiento. Está comprobado que el voto racional es minoritario. En cambio el voto pasional es abrumadoramente mayoritario. Muy pocos son los que haciendo un análisis frío de los candidatos votan por el mejor. En realidad se vota por sensaciones, intuiciones, simpatías o intereses mezquinos. Los candidatos saben esto y se inclinan a presentarse de forma de llegar al corazón, pero no a la mente.
  46. Darse la mano a modo de saludo o presentación es un acto mecánico, reflejo, que por costumbre adquirimos en nuestra juventud, pero que ya en nuestra niñez veníamos observando ante los adultos. Consideramos, inconcientemente, este acto como un gesto de buena educación, civilizado, como el saludo. Negarse a dar la mano se interpreta como un acto de grosería, mala educación o enemistad o desprecio. Pero realmente, ¿qué significado tiene, y de donde proviene esta costumbre? Ya que hay pueblos que usan otros gestos como saludo.
  47. Algún día me iré de este mundo… Y después ¿qué? Seré quizá un ángel en el paraíso o un demonio. O vagaré hasta el juicio final en el purgatorio según la concepción cristiana.
    Quizá vuelva a reencarnarme: En un hombre de bien, en un asesino, en un hombre ignorante o ilustrado. O en una mujer de hogar, o prostituta. Podría también reencarnarme en una flor, en una araña, o en cualquier cosa… Pero sin tanta especulación quizá sea una máquina que una vez que dejó de funcionar se convierte en chatarra, se oxida y desaparece con el tiempo sin dejar rastros
    Quizá toda nuestra vida sea una ilusión, un sueño. Donde el mundo que veo, toco y escucho no sea otra cosa que un invento, mal inventado, y desproporcionado de algún inventor que nos inventó. Quizás a semejanza de las computadoras que hemos inventado alguien nos creo en un laboratorio sin estar seguro de lo que saldría y lo que salió fallado.
    Y lo dejó ahí tirado como se tira una semilla y luego esta se reproduce por si misma creando una plaga.
  48. .Una de las causas (quizá la más importante) del incremento de la delincuencia se debe a la pobreza e injusticia social. La falta de oportunidades y de trabajo. Esto es a su vez provocado por el incremento de la población. Las oportunidades y el trabajo crece mas lento con relación a la población. Por cada trabajo nuevo que se crea hay tres nuevos aspirantes.
  49. Cuando tenemos recursos podemos hablar de un plan racional. En cambio cuando decimos que tenemos que conseguir esos recursos estamos hablando de buenas intensiones. Si tenemos éxito en conseguir esos recursos, entonces podemos decir que fue un plan estratégico brillante. Si fracasamos se dice que solo fueron buenas intenciones. Paradójicamente los planes que nacen de buenas intenciones, por lo general, triunfan más que cuando tenemos a disposición los recursos.
  50. El cliente preguntó si las etiquetas se parecían. Respondí que a mi criterio nada las confundía. Sin embargo, le aclaré, que otros podían opinar distinto. Pero, también, teníamos un problema: La supuesta etiqueta similar a la del cliente era también de un cliente del Estudio. Por lo tanto estábamos ante un “conflicto de intereses”. Y por lo tanto debíamos derivar el asunto a otro estudio.
    Al día siguiente el cliente llamó por teléfono y me comunicó que lo había meditado profundamente y se había sentido dolido con la derivación de este asunto a otro Estudio. Agregó que lo se lo había tratado con indiferencia. Que a un cliente de tantos años no era correcto tratarlo de esa forma.
    Sorprendido pregunté si estaba mal que le haya dicho la verdad que ambas compañías eran clientes del Estudio. Me respondió que no era correcto tener dos clientes que se dedican al mismo rubro. Fin de la conversación.
  51. En otro caso el cliente posee una manía persecutoria. Piensa que oscuros y poderosos intereses están en contra suyo. Y que esos intereses están comprando al Estudio y, por supuesto, a mí interpretando que cualquier solución o decisión que se tome será perjudicial para su empresa. En su fiebre persecutoria envía una carta documento amenazando al Estudio por no atender sus asuntos con eficiencia. Nada se puede hacer con clientes creyentes en las teorías conspirativas.
  52. El perder es como una enfermedad. El perdedor es un enfermo y puede contagiar.
    El perdedor es un estado mental. Como toda enfermedad es curable
    .
    El mejor antídoto es pensar como ganador.
    Inspirado en un diálogo de la película “El jugador”
  53. Una de las cosas que no sabe hacer bien la imaginación humana es concebir plenamente el sufrimiento ajeno. El dolor, el simple dolor físico es una barrera infranqueable entre quién lo padece y quién lo presencia. Cesar González…que no era un escritor muy dotado para la compasión repetía mucho citando a Oscar Wilde, que en las tragedias de los demás siempre vemos algo de ridículo.
    Antonio Muñoz Molina – La Nación, 13/06/99
  54. Las moscas siempre prefieren la mierda.
    Los pueblos siempre prefieren a los políticos de mierda.
    (Oído al pasar)
  55. Ella dice que tiene todo ordenado, y que él es todo desorden. Sin embargo, ella tiene dificultades para encontrar cosas que siempre ordena. Mientras que él, en su desorden, encuentra siempre lo que busca.
  56. Hay personas que al sentirse molesta o incomodas con otras personas, o que éstas se interpone en sus proyectos entonces desea destruirla o desearle la muerte. Hasta piensa que se sentirá feliz si esa persona sufre un accidente que lo deje, al menos, incapacitado. O desea, lisa y llanamente, su muerte.
    No ignora que lo que desea para su prójimo es un acto de maldad. Mucho más cuando se le desea a aquellos seres queridos, cercanos a sus afectos. Pero el ser humano es así; por el simple hecho de interponerse alguien a un capricho mundano desea su muerte.
  57. Nuestra mente, que pensamos está bajo el control de nuestra voluntad, muchas veces escapa a ella, y nos hace cometer cualquier desatino, error o estupidez, o locura. Cuando nuestra mente no es controlada por nuestra voluntad decimos que la pasión ahogó nuestra mente.
  58. En cierto modo, la ciencia puede ser definida como el pensamiento paranoide aplicado a la naturaleza.
    Los actos creativos son en buena medida resultado de los componentes del hemisferio derecho, pero los razonamientos sobre la validez del resultado son, primordialmente, funciones del hemisferio izquierdo.
    Los dragones del Edén, Sagan
  59. Hay quienes dicen que todo razonamiento es “especulativo”, lo que equivale a decir que todo lo que vemos es “aparente”, y todo lo que decimos es “relativo”.
    “Especulamos que el sol nos da vida. Que “aparentemente” el sol nos da energía. Que la energía es “relativa”.
  60. Estamos a las puertas del tercer milenio, y la cantidad de libros editados sobre todas las inquietudes de la vida humana era inimaginable dos milenios atrás. El acceso a los libros ha sido en la última centuria mayor que en épocas posteriores.
    Sin embargo, los lectores, paradójicamente, carecen de tiempo para leer.
  61. Un enigma es una pregunta disfrazada de alegorías para dificultar la respuesta. La pregunta está hecha de tal manera que obliga a quien debe responder a reflexionar de la misma forma que si caminara por un laberinto donde cada camino -es decir cada palabra -contiene una pista. Y la respuesta, contrario a la pregunta, suele ser sencilla. Los hechos llamados “casuales” son enigma a resolver.
  62. Lo único que sabemos con exactitud es que tarde o temprano vamos a morir. Lo paradójico es que toda la vida tratamos de ignorar este acontecimiento.
  63. Tales también dice: “Todo está lleno de dioses…” Quizás se refiere a cómo la tierra negra pudiese ser el origen de todo, desde flores y cereales hasta cucarachas y otros insectos y se imaginase que la tierra estaba llena de pequeños e invisibles “gérmenes” de vida.
    De lo que sí podemos estar seguros, al menos, es que no estaba pensando en los dioses de Homero
    El mundo de Sofía – Jostein Gaarder
  64. Las tres edades.
    Y dijo la esfinge: Se mueve en cuatro patas por la mañana, camina erguido al medio día y utiliza tres pies al atardecer. ¿Qué es?
    Y Edipo respondió: El hombre.
  65. ¿Dónde había quedado el sindicalismo de los dirigentes que ha principios de siglo se abstenían del alcohol y el cigarrillo, predicaban con el ejemplo -incluso el revolucionario -pero que en la sede sindical daban prioridad a la biblioteca?
    La Nación/Enfoques/Memoria/Vandor/11/7/99
  66. En la vida hay que saber bailar. Es muy triste estar sentado viendo bailar a los demás.
  67. Para adiestrar a un perro se le debe dar ordenes. En cambio a un gato se lo debe persuadir.
    Hay humanos que obedecen por sumisión y otros por persuación. Pero perro y gato gustan que sus amos sean cariñosos. Sin embargo, el perro pide que lo acaricien. En tanto el gato le es indiferente.
    Hay humanos que se someten para estar protegidos, y otros prefieren carecer de protección si para ello deben someterse.
  68. Un pesimista es un realista bien informado.
  69. Para vivir una vida feliz es importante superar el miedo a la muerte.
    La muerte no nos concierne -dijo Epicuro, -así de simple. Pues mientras existimos, la muerte no está presente. Y cuando llega la muerte nosotros ya no existimos
    .
    El mundo de Sofía – Jostein Gaarder
  70. ¿Qué es un accidente? Una definición clásica de cualquier diccionario aclara que “es un suceso imprevisto que altera el orden regular de las cosas”. Otra definición, mas extrema, dice que “es una acción o suceso que produce un daño o desgracia. En cambio los filósofos la definen como algo que puede aparecer o desaparecer, sin destrucción del sujeto, cualidad que consideran que no es escencial, ni constante. Más practico sería decir que un accidente es una acción que imprevistamente priva al ser humano de sentido, movimiento o razonamiento con resultado que puede ser negativos o positivos.
  71. Cuando ves una sombra, Sofía, también tú pensaras que tiene que haber algo que la origina. Ves la sombra de un animal. Quizá sea un caballo, piensas, sin estar del todo segura. Luego te giras y ves el verdadero caballo, que es infinitamente más hermoso y su silueta mucho mas nitida que la “inestable sombra del caballo”. Platón opinaba que , de la misma manera, todos los fenómenos de la naturaleza son solamente sombras moldes e ideas eternas. No obstante, la gran mayoría de los seres humanos están satisfechos con su vida entre las sombras.
    El mundo de Sofía – Jostein Gaarder
  72. El periodismo, salvo raras excepciones, no busca la verdad. Sino el sensacionalismo. No busca denunciar al culpable, sino inculpar a todos. No busca informar sobre una tragedia, sino exacerbarla.
    Siempre argumentarán que ellos no analizan, que la velocidad de la noticia no les permite profundizar. Que para eso está la libertad de prensa… Para decir irresponsaablemente cualquier cosa.